Estrabismo (Desviación de los ojos)


Es la pérdida del paralelismo de los ojos, frecuentemente observada en los niños. La desviación puede ser hacia la parte interna o externa del ojo; también existen casos de desviaciones hacia arriba, abajo y/o oblicuas.

Tratamiento

Consiste en corregir el alineamiento de los ojos y restaurar la visión binocular (visión con los dos ojos). En algunos casos, el uso de lentes correctivos, parches y ejercicios pueden ayudar a corregir el alineamiento de los ojos del niño. Una vez tratado con lentes y parches, si fuera necesario y si el niño se le desvía el ojo hacia adentro, incluso con los lentes puestos, se procederá a la corrección mediante la cirugía.